ESQUEMA BREVE DE LAS ETAPAS

I. LITERATURA PREHISPÁNICA

Antes de la conquista española existía una rica y variada literatura oral en el área del Imperio inca. Algunas muestras de poesía religiosa, narraciones y leyendas quechuas han llegado a nosotros gracias a que fueron transcritas por cronistas como Cristóbal de Molina, el Cuzqueño, autor de Fábulas y ritos de los incas (1573); Santa Cruz Pachacuti, indio evangelizado defensor de la Corona española, que escribió la Relación de antigüedades de este reyno del Pirú (1613), donde describe la religión y filosofía quechuas y recoge en lengua quechua algunos poemas de la tradición oral; el Inca Garcilaso de la Vega (1539-1616); y Felipe Guamán Poma de Ayala cuya obra Nueva crónica y buen gobierno permite reconstruir buena parte de la historia y genealogía de los incas, así como numerosos aspectos de la sociedad peruana posterior a la conquista. Gracias a ellos y a otros cronistas del siglo XVII, una parte de este legado pervivió y es una fuente viva para la literatura posterior. Esa labor fue continuada mucho después por antropólogos, historiadores e investigadores modernos y contemporáneos; en este siglo, uno de los mas influyentes es José María Arguedas, importante también por su obra novelística, que subraya la importancia de carácter bilingue y multicultural del Perú.

II. LITERATURA COLONIAL

"En el espacio de la literatura colonial debemos tener en cuenta que nos enfrentamos a un contexto claramente dividido en dos grupos: el colonizador y el colonizado. Este esquema se puede simplificar en la personificación del conquistador español y el poblador indígena.
Rolena Adorno en su artículo “El sujeto colonial y la construcción cultural de la alteridad”, plantea que el discurso colonial hispanoamericano presenta un problema de alteridad, pues se trata de un discurso construido tanto por el sujeto colonial colonizador como por el sujeto colonial colonizado. Es a través de esta alteridad que ambos podrán fijar las fronteras de su identidad.
Tanto los españoles que llegarán al Nuevo Mundo como los pobladores americanos describirán en sus discursos al “otro”, siguiendo sus propios parámetros de concepción del mundo.
Los primeros textos coloniales, las crónicas, serán el espacio en el que se desarrollarán las batallas ideológicas iniciales. Se buscará justificar la presencia española en América barbarizando al indígena. Luego, se presentará una respuesta a estas afirmaciones representando a la población americana dentro de un discurso caballeresco y cuestionando la legítima presencia de España en América."

III. LITERATURA EN LA EMANCIPACION

Abarca aproximadamente a fines del siglo XVIII e inicios del siglo XIX (1780 a
1826 d.C)
Se inicia con el levantamiento de Tupac Amaru II en 1780, cansados de las
injusticias cometidas por los españoles y concluirá este movimiento con el
levantamiento del pueblo peruano debido a la dictadura de Simón Bolívar.
En 1790 nos encontramos con el nacimiento de Mariano Melgar (arequipeño).
En 1811 se editarán por primera vez los diarios El peruano y el comercio.
En 1815 se producirán dos batallas decisivas para nuestra libertad: la batalla de
Junín y la batalla de Ayacucho.
El 15 de julio de 1821 se firmó ya el acta de independencia, pero el 28 del mis
mismo mes se celebró apoteósicamente nuestra independencia, por fin éramos
libres independientes como lo diría San Martín
En el año 1825 a raíz de todo esto ya los españoles regresarían a España, el
último Virrey que tuvo el Perú sería La Serna.
Características
Los temas de los escritores de ese tiempo fueron:
• La patria
• La libertad

IV. LITERATURA ROMANTICA

Corriente literaria que estuvo en todo su vigor en la pluma de Víctor Hugo y que llegó y surgió en el Perú con el triunfo de la revolución Liberal de 1854 y la organización de nuestra vida republicana. Esta manifestación literaria busca temas nacionales, exalta el amor y los sentimientos personales; la desolación, la soledad, la incomprensión, el desengaño y la muerte aparecen continuamente en la poesía. Los representantes del romanticismo son Carlos Augusto Salaverry, Ricardo Palma, Manuel Nicolás Corpancho, José Arnaldo Márquez, Luis Benjamín Cisneros, Pedro Paz Soldán y Unanue (Juan de Arona)

V. LITERATURA REALISTA

Surge a mediados del S. XIX, se derivó de la preocupación social que ya seadvertía en Europa desde la Revolución Francesa con la obra de Honoré deBalzac, Gustavo Flaubert y Stendhal.Esta nueva mentalidad tenía como base algunas corrientes científicas yfilosóficas:
El Positivismo: Filosofía (pensamiento) que sólo considerabaverdadero aquello que se podía observar y experimentar.
Las teorías de la herencia biológica.
Teorías de la evolución de las especies (Darwin).
En Psicología se produce un avance muy fuerte.
La Sociología (estudio de las sociedades)
Etc.
Características:
La sociedad y sus problemas se constituyeron en el temacentral.
Dejo de lado el subjetivismo de los románticos.
Presentaron asuntos verosímiles, posibles y objetivos.
Retrataban fielmente lo que veían. Personajes reales, no exóticoscomo los descritos en el romanticismo.
Se emplea una descripción minuciosa y exhaustiva.
Tenía un fin didáctico.

VI. LITERATURA INDIGENISTA

Movimiento político y cultural, surgido en los años ’20 del siglo XX, para la reivindicación de los derechos de los indígenas.
Corriente literaria que tiene como objeto los indígenas y sus problemas.
Surgida paralelamente a las vanguardias literarias del siglo XX, la literatura indigenista se declina en formas muy distintas, desde el más puro realismo social, hasta ficciones donde destaca la dimensión mítica u onírica, o hasta formas de narrativa más experimental.
CARACTERÍSTICAS
•Contacto muy estrecho con la reflexión crítica sobre la sociedad y el debate político nacional (es decir, con otros tipos de discursos no ficcionales).
•Su orientación es siempre de DENUNCIA de las condiciones de marginación y explotación del indio en el sistema productivo, económico, cultural y social del país, sea en los países andinos, sea en México o en Centro América.
•Rechaza la visión idealizada del indio, propia de la literatura indianista.
•Rechaza toda representación que no se haga cargo de la realidad social vivida por el indio.
•Rechaza por lo tanto programáticamente el exotismo y el uso de los estereotipos surgidos con las primeras representaciones del indígena, retomados después por la literatura de inspiración romántica.
No hay ninguna entrada.
No hay ninguna entrada.